lunes, 26 de mayo de 2014

ENTREVISTA CON FOLC RECORDS

Negro y grasoso suena mejor


Con sede en la ciudad de Madrid, FOLC Records es un sello que apenas celebró su quinto aniversario y, a lo largo de tan poco tiempo, han editado una treintena de álbumes en los que el común denominador es el rock & roll de raíces negras.

Las personas detrás de esta disquera son los hermanos Antonio y Gerardo Urchaga, quienes también son los guitarristas y fundadores de Los Chicos, quinteto que lleva 14 años de sacudir caderas a ritmo de blues & roll festivo. Fue su fanatismo por la música y el tratar de ayudar a colegas lo que los llevó a iniciar con esta arriesgada aventura.

Durante el lustro de vida que tiene FOLC Records (que significa Friends Of Los Chicos), han editado materiales de bandas tanto españolas como extranjeras de la talla de Guadalupe Plata, Help Me Devil, King Salami & The Cumberland 3, The Phantom Keys, Hipbone Slim & The Kneetremblers y Peralta, entre otros.

En una entrevista a la distancia, Antonio aceptó responder las siguientes preguntas para Música Inclasificable en las que habla acerca de la historia del sello, su opinión acerca de las descargas gratuitas de internet, el origen de la saga We Want To Be Black, sus próximos lanzamientos y deja abierta la invitación para cualquier distribuidor que quiera traer parte del catálogo de la disquera a México.

Logo de FOLC Records, creado por Mik Baro

¿Quiénes tuvieron la idea de crear FOLC Records?

Fuimos Gerardo y yo [Antonio], dos hermanos-gemelos para los que la música es casi lo más importante que hay en la vida y que llevamos muchos años acumulando discos, montando conciertos y tocando. Cuando empezamos esto, lo único que nos faltaba era editar discos de otros grupos.

De forma breve, ¿cuál es la historia de FOLC Records?

Nació en el 2009 en la camioneta de Los Chicos, que tal vez suene petulante que lo digamos nosotros, pero se trata de uno de los grupos fundamentales del rock & roll y garage español de lo que llevamos de este siglo, le pese a quien le pese, debido a la necesidad que veíamos en ese momento de ayudar a colegas, quienes a pesar de tener grandísima calidad, siempre encontraban trabas para publicar sus discos. Así que se nos ocurrió llenar ese vacío existente entonces. 
Durante las giras de Los Chicos siempre surgían muchas tonterías y una de ellas fue el nombre de FOLC, que significa Friends Of Los Chicos. Pero pese a todo, ya contamos con más de 30 lanzamientos, que no está nada mal para la idea con la empezamos con este proyecto.


¿Qué los llevó a iniciar su propio sello?

La vergüenza que nos daba ver que hubiera grupazos que no podían editar sus discos y las ganas de ayudar a amigos a poder hacerlo. 

¿Qué tipos de géneros o estilos musicales son los que predominan en FOLC Records?

Los géneros que nos gustan, es decir, todo lo que se pueda englobar dentro del rock & roll. Lo que nos gusta es el rhythm & blues, el soul, el pub-rock, el punk, el blues, el garage, el country, el folk… y eso es lo que se puede encontrar en nuestros discos.

De sus lanzamientos me llama la atención los tres volúmenes que han editado de We Want To Be Black, ¿pueden platicar un poco sobre ellos?, ¿cómo nació esa idea?, ¿hay planes de editar más volúmenes de esa serie?

Son unos tributos a artistas negros que consisten en EP’s de 7” con grupos de blancos amantes de la música negra y lo demuestran al interpretar versiones de sus músicos negros favoritos. El texto que aparece en la portada de estos discos explica bien claro lo que pensamos y lo que nos motivó a hacerlo: “Los negros son superiores. Sus voces, su pasión, emoción, sentimiento… si no, ¿por qué llevamos décadas copiando sus músicas? En esta serie habrá blues, soul, R&B y R&R, estilos creados o influidos por negros”. 
Es solamente nuestra opinión, que quede claro, porque ha habido gente que ha dicho que son tonterías, por eso aclaramos que es sólo una opinión: la nuestra.
Y nació por eso simplemente, por nuestra pasión por los cantantes negros. El nombre de la serie viene de la canción “Quiero Ser Negro” de un dúo de chatarra que tengo yo montado con mi señora y nos hacemos llamar Greasy & Grizzly. Y sí, esperemos seguir sacando muchos más volúmenes, depende de cómo siga respondiendo la gente; si la gente no compra, habrá que dejarlo.


Hace uno meses lanzaron una compilación gratuita en la que prácticamente vienen completos varios de los más recientes sencillos que ustedes han editado, ¿por qué lo hicieron?

Pues simplemente era para promocionar nuestros últimos lanzamientos. Ahora mismo ni sé si sigue activo el link porque la verdad es que somos muy negados para la tecnología [risas].
Las descargas de discos considero que son benéficas para los grupos, y en un momento tan complicado para la venta de discos como el que estamos viviendo, pues cualquier forma de dar a conocer grupos es buena. El que la gente pueda escuchar las canciones es una ventaja cuando lo que sacas mola [es bueno]. De esta forma, la gente no tiene que arriesgar; aunque también es cierto que se pierde cierta gracia a la hora de comprar el disco, pero la gente gana en poder seleccionar lo que le gusta. 
En España (y en el resto de Europa) la gente suele comprar muchísimos más vinilos que CD’s. Por lo menos a sellos como nosotros y los verdaderos compradores de discos, nos da igual tener los temas descargados, normalmente con sonido de menor calidad, porque al final vamos a terminar comprando el LP o el EP, así que no nos afecta demasiado el que la gente se descargue el disco. Nosotros no ponemos todos nuestros álbumes en descargas gratuitas porque creemos que está bien que la gente los valore y los compre, pero que haya blogs y sitios web que lo hagan, no nos parece mal. Eso sí, la gente debería tener en cuenta lo complicado que es esto, lo caro que resulta ahora mismo sacar un disco y lo complicado que resulta amortizarlo, por lo que sería de agradecer que el que se descargue un disco, luego compre algo o vaya a un concierto; hay gente que tiene su computadora llena de canciones y no va ni a un concierto al mes. 
En general, los sellos pequeños son los que más apoyan a la música de calidad porque saben que no es un negocio, es sólo placer por lograr que ciertos discos puedan llegar a las manos del máximo número de personas posible. Lo perfecto sería que todo el que le guste la música, apoyara a los sellos pequeños, y no hablo sólo de nosotros, sino de todos los sellos en general.


Ante el difícil panorama de la música y de España en la actualidad, ¿qué los sigue motivando para continuar con FOLC Records?

La única explicación que se me ocurre es que estamos un poco locos [risas]. Nuestra economía es penosa hoy en día y en nuestro trabajo de verdad nos va horrible. Yo me dedico al medio ambiente y, en tiempos de crisis como los que estamos viviendo, está muy jodido… pero mucho. 
En cuanto al mercado discográfico, también está muy mal. Como decía, cuesta mucho recuperar lo invertido en un disco, ya no digamos obtener una ganancia. Al final, con esos discos que se venden y con los que se logra sacar algo de pasta [dinero], estamos hablando de unas ganancias ridículas que sirven para invertir en otros discos, con los que al final se acaba perdiendo ese dinero [risas]. 
No sé en México, pero aquí ningún sello discográfico creo que pueda sobrevivir simplemente de la venta de discos, por eso, muchas veces tienen que obligar a los grupos que quieran trabajar con ellos a llevarles los managements, ya que en los conciertos es donde únicamente se puede conseguir algo de dinero. Nosotros no lo hacemos, les ayudamos a buscar conciertos de forma altruista prácticamente siempre, pero no les obligamos a nada. Gracias a que nosotros tocamos en un grupo y conocemos ese otro lado del panorama, no tenemos la fuerza moral para exigir algo que no nos hubiera gustado que nos hubieran exigido a nosotros en los años que llevamos tocando y publicando discos con Los Chicos. Y también hay que tomar en cuenta que la afluencia a conciertos tampoco es gigantesca, entre otras razones porque la gente aquí se ha acostumbrado a ir a festivales y ya no va con regularidad a las salas de conciertos. Es una pena porque allí es donde está el rock & roll de verdad y donde surgen los nuevos grupos que tantas alegrías nos dan.

¿Con qué otro sellos, tanto nacionales como internacionales, ustedes sienten afinidad?

Para nosotros el mejor sello del mundo y referente total es Norton Records. Por supuesto, también son referentes para nosotros Dirty Water Records, y no es porque sea el sello que lleva publicando los discos de Los Chicos desde hace años [risas], sino porque son como nuestros hermanos mayores. 
Aquí en España ahora mismo hay muy buenos sellos pequeños sacando discos cojonudos [increíbles] de rock & roll, punk y garage, como por ejemplo Rufus Recordings, Ghost Highway Recordings, Action Weekend Records, KOTJ Records, Saturno Records, Grabaciones Cowabunga y más que nos gustan mucho pero que ahora mismo se me olvidan. Además, el que puede ser el tercer referente fundamental para nosotros es Penniman Records.

Su más reciente lanzamiento es el primer LP de Peralta, ¿ya tienen idea de cuáles serán sus próximos lanzamientos?

Pues sí, dentro de las cosas que estamos preparando para ser publicadas próximamente está el volumen 4 de We Want To Be Black, también licenciaremos para Europa nuevas grabaciones de Daddy Long Legs que es grupazo de Nueva York de blues primitivo y rockandrolero, un nuevo disco del hombre más trabajador del R&R mundial: el inglés Mark Painter aka Sir Bald Diddley aka Hipbone Slim, tocando música de raíces americanas, blues, rhythm & blues, cajun y country, siempre con el toque festivo que caracteriza a casi todas sus grabaciones. Esto es lo más reciente, pero habrá mucho más de grupos americanos, europeos, australianos, y por supuesto, esperamos poder seguir descubriendo grupos españoles nuevos y apoyando a todo el que sea buena persona y toque música que nos guste.


¿Tienen distribución fuera de España?, ¿en qué países?

Sí, principalmente en Europa. Trabajamos con diversas distribuidoras pero también lo hacemos directamente con otros sellos similares al nuestro en nuestro continente; en Estados Unidos tenemos distribución a través de Get Hip Recordings!

En México ustedes no tienen distribución, ¿qué se necesitaría o ustedes qué piden para que alguien distribuya su material aquí?

Pues simplemente necesitaríamos alguien que quiera hacerlo. Por nuestra parte pondremos todas las facilidades que estén en nuestras manos a todo el que se ponga en contacto para ello, porque es un mercado al que nos gustaría que llegaran nuestros discos. Estamos convencidos de que hay muchos grupos de FOLC Records que gustarían mucho por allí.



El siguiente concierto con bandas del catálogo de FOLC Records se realizará el próximo 13 de junio en Granada, España.

2 comentarios:

Tony DevilDog dijo...

Gerardo y Antonio, auténticos animadores de la escena rock'n'roll en España. Esperemos que Folc Records y los Chicos sigan tan activos muchos años. Adóptenlos en México ya o se perderán cosas muy buenas.

Shock dijo...

Ojalá y algún día alguien pueda o quiera distribuir sus discos acá en México.